lunes, 14 de septiembre de 2015

Mentiras que digo para tener Sexo


         El sexo siempre se ha basado en mentiras; si no es una mujer fingiendo un orgasmo, es un hombre afirmando que te avisará cuando vaya a venirse. Todos los hombres dicen tenerlo grande y gordo, y todas las mujeres rosita y apretá. La mentira más grande que se puede decir es: “¡Yo no miento!” y todos la decimos. Yo he dicho “¡Qué bebé más lindo!” cuando realmente me dan asco. Me he tirado la de “no estás gorda, es que esos leggins no te quedan bien” y “yo ya no estoy pa’ estar perdiendo el tiempo cueriando por ahí, si estoy con alguien es pa’ en serio” entre otras mentiras que TODOS hemos dicho pa’ bajar el queso.




No estoy para cazar polvos o tener fuckbuddys: Clásica feka que se usa cuando la dama tiende a estar buena, pero es bicha con cojones. Se usa porque partiendo de la primicia de que la mujer siempre sueña con formar parte de un pacto amoroso con otra persona y de que está más llena de complejos que de inseguridades, esto le da la importancia necesaria para curarse ambos defectos. La dices porque quieres chichártela dos o tres veces sin llegar a algún compromiso o a el incómodo y espanta-chochas “relationship-status” de Facebook. Porque no todos saben usar el arte de hacerle creer a la mujer que no es un simple polvo y que su culote en un futuro pudo significar algo serio en la vida. Es correcta porque cuando quieres una relación “solo pa’ chichar” se supone que sea la mujer quien lo proponga ya que de lo contrario sería una falta de respeto.



Siempre me has gustado, pero pensé que tenías jevo: Cuando ya son las 3am, en el jangueo quedas tú, el pana tuyo con su novia, la gordita bellaca y la bellaquera que no quieres llevarte a tu casa. Usualmente es el embuste más corto porque lo usas con un fanguito cuando estás seguro que va a caer o por Whatsapp con una feíta para sacarle fotos de la chocha. Te tiras ese cuento porque no tendrás que pagarle la noche ya que el jangueo se acabó y porque ya a esa hora su mente está aceptando que es fea y que se afeitó la pájara en vano. Pones el “pensé que tenías jevo” para hacerla creer que respetas y tienes bonitos valores o esas cosas que los galanes de novela usan para enamorar a la pobre niña del barrio.



Soy openmind y no me molesta estar en un open-relationship: ¡EMBUSTE! Todos los hombres por más afemina’os que sean siempre serán egoístas con la persona que se están tirando. Como mismo hay que respetar a la mujer y dejar que ella sea quien diga la primera bellaquera, en el hombre también se debe respetar que él puede estar con más de una, pero la mujer no puede porque eso es de putas. Si estás en la calle solo y tienes ganas de meterle mano a la facilita del corillo lo mejor es hacerte sentir igual de cohete que ella. El “No me molesta estar en un open-relationship” es el nuevo “yo no soy celoso” cuando quieres tiznarte una chamaca que tiene novio y sabes que hay probabilidades de ganar fácil. No le haces daño a nadie porque ni rompes una relación, ni la juzgas por ser un cuero.


Soy cristiano y asisto fielmente a la iglesia: Si quieres algo serio no hay mejor manera de caerle bien a la familia de la futura madre de tus hijos que mostrándole tus principios cristianos. ¿Y qué mejor manera que darle share a cuanto versículo bíblico e imagen de Jesús su madre ponga en Facebook? ¡Ninguna! El hombre enamorado sigue siendo un bellaco. La mujer enamorada se apendeja demasiado y se pone como propósito joder la relación casándose de traje blanco en una iglesia con alguien de sus mismas creencias. Gustarle a una mujer por ser cristiano es la vía más segura a cogerla de pendeja y comer cricas desenfrenadamente sin que sospeche la peste a King Crab en el bigote.  Al final tu engaño hizo feliz a toda una familia y daño solo a una persona.




Nací pa’ ser padrastro. ¡Me encantan los niños!: Te levantaste bellaco y llamas a esta madre soltera porque está buena y vive en el mood de “todos los hombres son unos cabrones”. Siempre le preguntas por su bebé para aprovecharte de su despecho mientras le quitas el complejo de “nadie me querrá por tener hijos” que tienen todas las madres. Las mujeres despechadas en rebeldía suelen ser el plan perfecto para chingar sin compromiso y de comer en Chilis con el dinero de la pensión. Si sabes mantener una erección mirándole la cesárea y las estrías, cada polvo contigo la hará sentir como una quinceañera. Esto coopera en subir su autoestima, en bajar tu bellaquera y en el bonding time del papá con el nene.



Me considero un tittie-lover y las nalgas no me importan: Se usa al momento que conoces a esta jeva que empezaste a seguir porque en todas sus fotos de Instagram enseña las tetas. Un 90% de ellas tienen dos cosas en común, son chumbas y tienen complejo de planas. Te aprovechas de su inocencia haciéndole creer algo que es humanamente imposible. Un hombre de verdad no ve dos tetas grandes, un hombre de verdad ve un estorbo que le impide llegar al culo más rápido. Aquí confirmamos la ley de Newton subiendo el autoestima de una mujer con el propósito de terminar bajándole los pantys en una noche. Porque enseñarle el bicho para'o a una mujer sin nalgas cuenta en el cielo como una labor comunitaria. Dios a las chumbas les puso la chocha grande pa’ que se enamoren de ella y se masturben en vez de empeñarse en salir a buscar hombres.



Siempre uso condón y no apoyo el aborto: Te tiras dicha calumnia cuando no quieres usar condón así las consecuencias te cuesten $250 de un aborto. Se usa en la mayoría del tiempo con madres solteras así haciéndoles pensar que no rechazarás a su hijo. Además haces creer que estás STD’s free y que darle a capela será seguro. Tiene doble uso porque verán en ti un hombre responsable y husband material. Incluso el engaño al final ayuda a los tres porque no estás trayendo a una persona al mundo a ser parte de una familia rota. Sin olvidar que te libras de tener un hijo con tu fanguito que en el peor de los casos te salga negro y de fuerte hedor.



         Muchas veces en el sexo la mentira hace menos daño que la verdad. Por eso yo miento para no hacer sentir mal a una gorda, chumba, fea, bicha o madre soltera. Mentir por sexo no está mal ya que los dos se benefician del mismo engaño siempre y cuando se lo metas bien.


11 comentarios:

  1. Después de estas revelaciones, Joutax no chicha por buen tiempo jajaja

    ResponderEliminar
  2. Otras mentiras para tener sexo:

    1) No sé que me pasa, siempre se me había parado antes.
    2) Tu chocha es la más linda.
    3) Yo me casaría contigo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Joutax, miénteme!

    Yuca

    ResponderEliminar
  4. Joutax, nos tiraste al medio a todos los hombres. Creo que deberiamos hacerte un boicot por cabron.

    Tremendo articulo como siempre.

    ResponderEliminar
  5. Mentir por sexo, burlarse de ello y hacerlo público como han hecho aqui es lo más bajo que he visto en el internet. Si supieran lo lindo que es un amor sincero y que las dos personas se atraigan por quienes son realmente, pero aqui lo que hay es demasiado machismo. Deberian aprender a respetar a la mujer y entenderla. Dios quiera una mujer también te engañe y se burle de hacerlo como has hecho tú, imbécil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta es madre soltera, chumba y fea. Acaba de descubrir que le mintieron. Such is life

      Eliminar
  6. Si la persona que escribio el 15 de sept 6:20 ... Es santa y nunca miente q tire la primera piedra. Por Dios.. Es un articulo y ya ahora vienen en una cancion dicen 2 o 3 disparates en contra de la mujer y esta bien. Doble moral. Joutax excelente sigue escribiendo. Buen trabajo por demas.

    ResponderEliminar
  7. QUE MIERDA DE FORRO PUÑETAAAAAAA!!!...

    ResponderEliminar
  8. Las mujeres son objetos sexuales, hay que chichártelas como si se fueran a acabar. Ayer se lo metí a mi hermana mayor y me vine como un pendejo en 3 menias.

    ResponderEliminar
  9. Hijo de Remil Putas.....

    ResponderEliminar
  10. Así es q El Calce deberia hacer sus listas. Con testosterona.

    ResponderEliminar